Concepcion arenal la visitadoras de carceles online dating

Your fair use and other rights are in no way affected by the above.” : Serrano de Wilson (1834?

-1922) was a Spanish writer who produced historical and sociological works, as well as novels, literary translations, and guides to conduct for young women.

Mientras que mi extraño amigo descansaba recreándose con la hermosa perspectiva del lago, de las montañas, de la verde y fresca campiña y de las risueñas quintas á las que prestan sombra los naranjos y limoneros, devoraba yo con los ojos las pilas de libros.

Poco á poco fuí perdiendo el miedo, y me acerqué á una de las mesas, hojeando el primer volumen que encontré bajo mi mano. Con ansia leí las primeras páginas, y después solicité permiso para volver al día siguiente y continuar la lectura.

concepcion arenal la visitadoras de carceles online dating-52concepcion arenal la visitadoras de carceles online dating-57concepcion arenal la visitadoras de carceles online dating-58concepcion arenal la visitadoras de carceles online dating-77

An interesting feature of her methodology is her reliance on a network of female friends with shared intellectual habits and interests, including Juana Gorriti, Mercedes Cabello de Carbonera, and Soledad Acosta de Samper, all of whom were invaluable in providing Serrano de Wilson invitations to historical sites and archives which her position as a single woman would have normally barred her access to.We have recorded normalizations using the reg element to facilitate searchability, but these normalizations may not be visible in the reading version of this electronic text La creación de América fué la obra predilecta de Dios; con espléndida prodigalidad, dióle por alfombra matices incomparables, vistióla con túnica de oro y esmeraldas y ciñóla con altísima diadema de inmaculada blancura. La influencia de la mujer es más saludable para los guerreros que para los ciudadanos: el reino de la ley puede existir sin ella, pero no el del honor. En la conquista, en el coloniaje y más aún en la independencia de América, ha influído siempre y poderosamente la mujer; ella creó héroes y dulcificó muchas veces las tristezas de las derrotas ó las venganzas del vencedor. Y el culto que rindes á Venezuela, tu alegre patria, ríndeslo también á toda la libre América, y entusiasta por sus glorias y orgullosa por sus adelantos, adivinas y tienes fe y esperanza, en un futuro esplendoroso y en el incontrastable influjo que obtendrá el mundo de Colón.Reprodújose con profusión su singular belleza en el cristal de serenos arroyuelos, en alborotados golfos, en ríos caudalosos, en lagos y en cascadas, y el Creador, recreándose en tantas maravillas, las completó dotando á la mujer de tan risueño edén con típica hermosura, con alma generosa y corazón ardiente, habitado por nobles sentimientos y excelsas virtudes. A los profundos cambios políticos presiden las mujeres también, como en demostración palmaria de su triunfo. La mujer es origen de todos los sucesos más grandes. La mujer, hija, esposa, madre ó prometida, ha contribuído más á la civilización universal que todos los legisladores. De haber nacido en aquellos tiempos memorables de la Independencia, hubieses tenido un puesto en la Historia, como lo tienen las heroínas Policarpa Salavarrieta ó Antonia Santos: lo afirmo.No corrections or normalizations have been made, except that hyphenated, non-compound words that appear at the end of lines have been closed up to facilitate searching and retrieval.For manuscript documents: Original grammar, punctuation, and spelling have been preserved. Amiga inolvidable y querida: Por tu carácter, por tus virtudes, por tu acendrado patriotismo y por ser dignísima compañera de un hombre tan ilustre por su valor como por su honradez acrisolada y sus antecedentes políticos, representas, según mi opinión, á la mujer americana, ya amantísima esposa y madre y reina del hogar, ya varonil y enérgica, en luchas ó infortunios, en las grandiosas abnegaciones y en los sacrificios divinos y misericordias humanas, inspiradas en el deber ó en la caridad.

Leave a Reply